Maternidad

Otras 50 cosas sobre Álvaro.

Es la tercera entrada de este tipo que escribo sobre Álvaro y tengo que reconocer que, aunque pueda resultar pesada, me encantan estas entradas. Entradas del tipo 50 cosas sobre Álvaro, o sobre las cosas que hace y que dice. Y me gustan tanto porque se que de la mayoría de las cosas que hacen nuestros hijos ahora no nos acordamos dentro de unos años y tenerlas aquí significa un poco como hacerlas “para siempre”. Así que yo hoy tengo otro post para el recuerdo ;).

50 cosas sobre Álvaro

1. Hablas muy bien pero sigue diciendo palabras mal y a mi me encanta escuchártelas: cacacola, titame, línea de neta, murío, gomitar, colear (colorear)…

2. Cuando vamos a comprar un helado siempre te pregunto que qué te apetece y tras pensarlo un rato (para desesperación de la dependienta) siempre contestas lo mismo: helado azul o granizada de cacacola.

3. Sabes nadar desde hace unos meses pero te da pánico entrar la cabeza debajo del agua porque tragas agua todas las veces.

4. Has desarrollado una técnica para tirarte a la piscina sin hundir la cabeza y para ello saltas en el agua agitando mucho los brazos y las piernas. Verte es un espectáculo.

5. Te encanta saltar en la cama y en los sofás y yo me arrepiento del primer día que te permití hacerlo, jajaja.

6. También te encantan los helados y nos pasamos la vida negociando con ellos en la hora de la comida.

7. Comes regular, por ser benévola. En realidad no hay quien te saque del sota, caballo y rey y aún así hay que entrarte la cuchara en la boca.

8. Tu número favorito es el 10 y tu color favorito es el blanco.

9. Últimamente siempre dices que te lo pasas “fenomenal” y que todo es “fantástico”.

10. También dices que el agua de la piscina o de la playa está “friísima”.

11. Eres un papelón y cuando quieres conseguir algo me miras con ojos de enamorado de telenovela y me dices “te quiero”.

12. Yo a veces te digo “te adoro” y tu me imitas y me dices que me amoras, jajaja.

13. Te he enseñado la retahíla de “te quiero, te adoro, te llevo a los toros, te compro avellanas para ti y para tu hermana…”. Y tú me la dices pero comprándome avellanas, pipas, helado, granizada e invitando a mi tita, a mi hermana y a toda la familia.

14. Cuando te das un erupto dices que te has pegado un bruto.

15. Te encanta jugar al fútbol, al pilla-pilla y al escondite. También te gusta jugar con los bloques, con los perritos de la Patrulla Canina y con los Power Rangers.

16. También te gusta mucho hacer rimas y todas tienen un martillo en medio. Por ejemplo, ¿a que no me pillas martillo de martilla? o vete, vete, martillo martillete. Eres genial.

17. En pleno verano, y con el verano tan caluroso que hemos pasado, quieres que te arrope y que te caliente los pies porque tienes frío.

18. También me pides que te abrace para dormirtepero más fuerte, con todas tus fuerzas para dormirme bien“. Y lo primero que haces cada mañana es preguntarme si he dormido contigo o con tu hermano. Yo siempre te digo que contigo aunque no siempre es verdad ;).

19. A tu hermano lo adoras. Jamás pensé que ibas a quererlo tanto. Le das mil besos cada día sin que nadie te diga nada. Te salen de dentro y le haces mil carantoñas y le dices mil te quiero. Y te aseguro que no estoy exagerando.

20. Eres muy burro con él. A veces lo Abrazas tan fuerte tan fuerte que lo agobias y empieza a llorar. Siempre estás preguntando ¿le puedo dar un besito? Y yo tiemblo porque me da miedo que algún día me lo descoyuntes.

21. A veces pienso que estás sordo porque te puedo llamar 20 veces que si estás viendo dibujos no contestas, aunque después me doy cuenta que tu sordera es selectiva y que aunque estés viendo los dibujos ensimismado te pregunto que si quieres un helado me oyes a la primera 😉

22. Te mueves mucho durmiendo. Sueles amanecer al revés o atravesado en la cama.

23. Últimamente te ha dado por el tema de la muerte y constantemente dices que casi te has murío y quieres jugar a que hacernos los muríos. Pero yo he introducido una variante en el juego y es que hay que despertar al que se muera con un beso de amor. Estoy deseando dejar de jugar a estas cosas, ya lo entenderás cuando seas padre.

24. Te encanta hacerme rabiar y cuando yo te digo que te quiero hasta el cielo tu me contestas que tu hasta la ventana o hasta la lámpara 😠.

25. Cuando te enfadas me dices que ya no me quieres :(. Aunque en cuanto me necesitas para algo o quieres conseguir otra cosa vienes hacia mi, me dices que me quieres y que lo de antes era mentira.

26. Siempre te quieres salir con la tuya y con “solo una vez más”, “por fi, por fi, por fiiiii” o “lo que diga mi dedo” te crees que lo tienes todo solucionado. Eres pesado hasta decir basta.

27. Eres muy mimoso y me das muchos besos al día, normalmente en la barriga que es la parte de mi cuerpo que está a tu altura. A mí me encanta porque me recuerda los besos que me dabas cuando estaba embarazada de tu hermano.

28. Sigues queriendo que te cure las pupas a besos;)

29. Algunos días me das besos y después me preguntas que de que son. Cuando te digo que saben a fresa o a chocolate te ríes y me dices que me has dado un beso de calcetines apestosos y te quedas tan fresco.

30. Cuando no te enteras bien de algo siempre me pides que te lo cuente otra vez “desde el final” en vez de desde el principio, jajaja.

31. No te gusta nada cortarte el pelo y te engaño haciéndote creer que el peluquero te da un euro para que te compres después un helado o una bolsa de gusanitos.

32. Aún así rara es la vez que te estás quieto y normalmente terminas con trosquilones.

33. Te gusta mucho dar paseos en la bici con papá 😉

34. Últimamente casi todas tus respuestas llevan un “pues claro que no” o un “pues claro que si” incluidos.

35. Cuando ves a tus amigos del cole te da vergüenza saludarlos y te escondes o pasas de largo haciéndote el sueco.

36. Te encanta ir al parque o a la fuente y cuando volvemos a casa más que bañarte debería meterte en la lavadora.

37. Nunca quieres bañarte ni ducharte y hay que estar dos horas rogándote para que te metas en el agua y otras dos horas pidiéndote que te salgas.

38. Te gusta jugar a los bebés, decir gugu gaga y decir que tienes un año. Pero cuando te digo que te voy a poner un pañal porque eres un bebé das un espantón y vuelves a tener cuatro años en un segundo.

39. También te encanta jugar a los perritos. Tu eres Tobi y yo te digo que me des la patita, te acaricio la cabeza y te digo buen chico.

40. Dices que eres del Real Madrid, del Betis y del Barcelona. Tu padre cuando oye lo del Barcelona casi le da un infarto.

41. Últimamente te ha dado por los dinosaurios y te sabes todos los nombres de los dinosaurios y si no te lo sabes te lo inventas sobre la marcha y te quedas tan fresco.

42. Cuando te pica algo me pides que te rasque y te vas moviendo hasta que doy con el sitio, jajaja.

43. Eres un enfadón.

44. Te encanta jugar con los niños mayores que tú y tu primo es tu ídolo.

45. Se te antoja todo lo que ves y hay que estar continuamente negociando contigo para que elijas.

46. Ya estás pidiendo cosas para Reyes, jaja.

47. Te encanta despertarme cuando estoy dormida (arggggg).

48. Te gusta mucho hacernos fotos a papá y a mí y cuando reclamas la cámara yo me pongo a temblar porque ya te cargaste una ;).

49. Tienes una sonrisa preciosa y cuando te ríes también con los ojos se te ilumina toda la cara. Eres el niño más bonito del mundo.

50. Sigues corriendo hacia nosotros cuando nos ves gritando “mami” o “papi” y dándonos un súper abrazo aunque te hayamos dejado en casa de las abuelas sólo media hora ;).

Y como siempre 50 cosas se me quedan cortas para describir todo lo que eres y lo que significas para nosotros. Te amoro.

Anuncios
Maternidad

El día que nació Jorge

Aviso a navegantes de que éste es un post para el recuerdo. Para que no se me olvide nada de ese día en el que nació mi angelito pequeño.

El día que nació Jorge

Es lunes, 5 de octubre y Álvaro y yo nos levantamos a las 8 para prepararnos para irnos al cole. Llevamos un rato perreando en la cama, con la teti, como todos los días, haciéndonos carantoñas y diciéndonos que nos queremos hasta el cielo.

Sigue leyendo “El día que nació Jorge”

Maternidad

Cinco Recuerdos de esta Primavera

Empecé a escribir estos post de los cinco recuerdos de cada estación al finalizar el verano pasado y ya se me está haciendo pesado, ¿pero cómo no iba a terminar el ciclo e iba a dejar a la primavera sin sus recuerdos correspondientes? Así que haciendo un esfuerzo sobrehumano me he sentado delante del ordenador y todo por no dejar las cosas a medias.

Mis cinco recuerdos de esta primavera

Sigue leyendo “Cinco Recuerdos de esta Primavera”

Maternidad

Cinco Recuerdos de este Verano

He leído en varios blogs una recopilación de los momentos más interesantes o entrañables de este verano y me he querido sumar a esta iniciativa, aunque tengo que decir que no sé exactamente de dónde viene, así que si alguien lee esta entrada y es el inventor o conoce al blogger que se le ocurrió que me deje un comentario, que gustosamente lo mencionaré aquí.

En mi pueblo se acaba el verano justamente después de la feria de septiembre. Después de la feria se van los últimos veraneantes que estaban aguantando y aguantando esperando llevarse para el norte un poquito más de calor, pero este año ha sido imposible… vaya verano más fresco que hemos tenido. Por eso, aunque llevo desde hace varias semanas queriendo escribir esta entrada, no ha sido hasta hoy (la feria acabó ayer) que por aquí hemos dado por finalizado el verano, cuando me he decidido. Madre mía, como me enrrollo… Ahí van los momentos que quiero recordar de este verano:

1. Ir a la playa una y otra vez y que siempre nos hiciera mal tiempo… Esto para nosotros es algo que ya se lleva repitiendo algunos años, pero que no pudiesemos pisar la arena y tuviesemos que salir con pantalón largo y manga larga en pleno julio es la primera vez que nos pasa.

                    

2. La Operación Pañal fallida y las anécdotas más divertidas que ésta ha traído consigo. Intentar llevar a cabo una Operación Pañal sin que el niñ@ esté preparad@ puede resultar una odisea, pero a veces viene acompañada de momentos super divertidos.

3. Nuestro viaje por el norte de Portugal los tres solitos. Al papá de Álvaro y a mí nos encanta viajar. No tenemos ni un duro, pero en el momento en que alguien mi hermana propone un viaje, ya nos estamos apuntando. Después llegamos a casa y empezamos a echar cuentas y vemos que no llegamos ni de cachondeo y entonces empezamos a hacer el Plan Recorte. Recortamos por aquí y por allá hasta que conseguimos reunir el dinero. Podemos vivir sin muchas cosas pero sin hacer las maletas cada cierto tiempo, no 😉

Viajar los tres solos, a nuestro ritmo, disfrutando en familia y viendo disfrutar a Álvaro ha sido de lo mejor del verano.

 

4. Algunas escapaditas (de horas) que hemos hecho sin el niño. Por ejemplo, hemos ido dos veces a hacer rutas de senderismo nocturnas con los amigos o cuando hemos ido a la playa hemos aprovechado para dejar a Álvaro con mis padres e ir a ver una peli al cine. Han sido solo dos o tres ocasiones, pero a veces se agradecen muchííííísimo.

5. Mis momentos de maruja total. Yo siempre he sido muy un poco maruja. Antes lo escondía, pero creo que he llegado a un punto en que, sinceramente, me da igual lo que opine el resto del mundo. Así que lo reconozco: soy maruja y me gustan las películas que Antena 3 pone en la sobremesa los fines de semanas, sí, esas basadas en hechos reales… Además de maruja también soy un poco friqui.

 El caso es que este verano en mis momentos de maruja me ha dado por hacer conserva de tomate y mermeladas. El hecho de vivir en un pueblo implica que tienes el campo al alcance de la mano, a veces andas 200 metros y ya te sales del pueblo. Además, los abuelos paternos de Álvaro tienen una huerta por lo que cuando es la temporada da fruta, verduras o hortalizas sin conocimiento. El campo es así, no entiende que hay que racionalizar y cuando es la temporada de los tomates o las ciruelas, por ejemplo, en dos semanas da kilos y kilos. Luego dicen que la naturaleza es sabía, pero si fuera sabía daría los tomates poco a poco y tendríamos todo el año, vamos, digo yo 😉

Para que no se estropeara tanta fruta y verdura he hecho tarros y tarros de mermelada o de salsa de tomate. Y me ha quedado buenísima¡¡¡

Estos han sido mis cinco recuerdos de este verano, dentro de unos meses espero poder contaros los mejores momentos del otoño 😉

Maternidad

Felicidad

         Estoy nerviosa, muy nerviosa. Hace dos años faltaban horas para que naciera Álvaro y los recuerdos vienen a mi mente una y otra vez, no puedo dejar de revivirlos. El año pasado me pasó igual, el día anterior a su cumpleaños continuamente me asaltaban todas las vivencias, las buenas y las malas (si es que mala hubo alguna).

       Me parece increíble que hayan pasado ya dos años desde que este angelito viniera a mi vida y pusiera toooodos mis esquemas patas arriba, dos años que me convirtiera en madre y me enseñara tantas cosas, que me enseñara a ser FELIZ, así, con mayúsculas. A veces nos empeñamos en buscar y buscar la felicidad y no vivimos el presente. Yo, desde que tengo a Álvaro, no vivo para ser feliz mañana. Soy feliz hoy, con cada pequeño detalle, con cada sonrisa, con cada beso.

         Hoy me ha pasado una cosa muy curiosa con él. Los que me leéis de forma habitual sabéis que está en fase del qué, no? Pues esto es lo que nos ha pasado hoy:

Mamá: te quiero.
Álvaro: ¿qué?
Mamá: te quiero.
Álvaro: ¿qué?

         Yo mentalmente me pongo a contar y cuando vamos por el qué número doce y ya estóy empezando a desesperarme…

mamá: que te quiero.
Álvaro: yo tamen.

Esto es para mi la felicidad.