Maternidad

Compras Útiles para el Bebé. Nuestra Experiencia Personal

Hace un tiempo escribí una entrada sobre las compras más inútiles para el bebé y ahora quiero contaros las compras o regalos más útiles para el bebé, también desde nuestra experiencia, por supuesto.

Compras útiles para el bebé. Lo mejor que hemos comprado.

1. El carrito o cochecito del bebé.

Nosotros al carrito le hemos dado mucho uso, más a la sillita que al capazo porque Álvaro, que nació a finales de junio, a mediados de septiembre decidió que en el capazo no podía cotillear el mundo exterior, así que lo que hacíamos era que le poníamos la sillita recostada y aguantaba algunos ratitos. Nuestro carro era de la marca Bebecar y estamos más o menos contento con él, pero la verdad es que pesa un poquito.

2. La sillita de paseo.

También la hemos usado un montón. De hecho hay días que aún la sacamos. Álvaro prefiere ir andando a los sitios pero por ejemplo cuando volvemos del parque o de ver a los abuelos ya viene cansado y pide brazos.

Lo que hacemos es que a la ida llevo el carrito vacío y voy corriendo detrás del niño y a la vuelta viene montado ;). Compramos la sillita de paseo Chicco Little Way por su precio, y al final fue todo un acierto. Os doy mi opinión sobre esta silla en este post.

3. Mochila Portabebés Boba 4G.

La “jaca” como es popularmente conocida en nuestra casa. Este ha sido la mejor compra que he hecho sin duda. Empecé a usarla cuando Álvaro tenía 6 meses y aún lo seguimos haciendo. Ahora sólo la utilizamos en momentos especiales como cuando vamos al campo, de excursión… pero antes me pasaba casi todo el día con el niño a cuestas. Álvaro ha sido un niño muy demandante y quería estar todo el día en brazos. Gracias a la mochila podía fregar la casa, tender la ropa, hacer la comida, ir a la compra…

compras útiles
Esta foto es de la semana pasada 😉

3. El asiento de seguridad del coche.

Esto nos lo regalaron unos amigos y es un imprescindible. Nuestro asiento del coche es totalmente desenfundable y reclinable. Ambas características son dos aciertos. Álvaro sólo ha vomitado una vez en el coche, pero comer si que come: que si una galleta, que si unos gusanitos… y al final o metes toda la funda en la lavadora o directamente se queda el niño pegado y no necesitas ni ponerle los cinturones de seguridad. El hecho de que sea reclinable también nos viene muy bien porque si se echa una cabezadita está mucho más cómodo.

4. La trona.

La trona ha sido una de las cosas que más hemos usado y la seguiríamos usando si no fuera porque desde que nos mudamos a Italia no tenemos sitio suficiente. Sin embargo no compramos la trona adecuada. Es demasiado aparatosa, se reclina (como si Álvaro se fuera a dormir en la trona, si en la cama y le cuesta trabajo, jaja)…

Si volviera para atrás compraría la trona de Ikea. La tienen en el parque de bolas al que vamos y la veo super cómoda de limpiar y además está genial de precio.

5. La bañera-cambiador.

Optamos por comprar el duo para así no tener dos trastes en el medio. Además, nos decantamos por la bañera-cambiador de la marca NeoNato porque fue de las bañeras más amplias que encontramos. De hecho, la hemos estado usando hasta que Álvaro tenía 14 o 15 meses y cabía perfectamente. Ahora ya sólo usamos el cambiador y lo seguiremos haciendo hasta que retiremos el pañal.

Compras útiles

6. Pañales.

Cuando tienes un bebé la mayoría de la gente te regala ropita y después te juntas con tantos peleles, pijamas, petos y rebequitas monísimas de la muerte que apenas si te da tiempo a estrenarlas. Algunos amigos nos regalaron las famosas tartas de pañales con sus cremitas, su gel de baño, su muñequito… No hay regalo que haya agradecido más. Los pañales tarde o temprano acabas usándolos. Es un regalo muy útil.

7. Ropita de recién nacido o de un mes.

Esto nos pasó sobre todo con los regalos. Todo el mundo nos traía ropita de tres o seis meses y de recién nacido apenas tenía nada porque como la voz de la experiencia mi madre y mi suegra me decían que no comprara porque me iban a regalar tanta ropa que no me iba a dar tiempo a ponérsela… pero ¡quién me iba a decir a mi que me la iban a traer toda grande¡ Cuando alguien se presentaba en casa con un pelele monísimo y encima chiquinino ya ni me estorbaban las visitas, jaja.

No incluyo en este post dos clásicos: la cuna y la minicuna porque nosotros colechamos, aunque sé que para much@s de vosotr@s estarían dentro de las compras más útiles para el bebé.

Fijaos, estoy harta de pensar y no encuentro nada más que nos haya sido realmente necesario. Todo lo demás que se me ocurre (y que yo veo como verdaderamente imprescindible) o no es material o no se puede comprar, así que eso lo dejo para un futuro post: Nuestros imprescindibles para el bebé.

¿Cuáles han sido las compras más útiles que habéis hecho para vuestro bebé? ¿Y los regalos que más habéis usado?